viernes, febrero 24, 2006

Un domingo de lluvia.

- Hola. Te acuerdas de mí? Soy Raquel.
- Raquel?
- Si... Raquel Escribano...
- Hombre!! Qué tal te va! Cuanto tiempo!
- Ehm.. sí, hace mucho de...
- Aha..
- Y a tí, como te va?
- Ahm... bueno, pues... bien... bueno, tengo dos niños.
- Dos niños?
- Sí...
- Te casaste.
Dos segundos de Silencio.
- Sí.
Silencio.
- Bueno pues.... pues... me alegro por tí.
- Gracias.
- Espero que seas feliz.
- Si... bueno, ya sabes...
- Sí.
- Bueno...
- Si...
- No te quiero molestar, tampoco...
- No, no...
- Bueno... bueno, pues... hasta luego... encantada de hablar contigo.
- Si, si... yo tamb<
- Hasta luego
- Hasta luego, adi >pip<


Ella lloró como nunca había llorado antes.

No hay comentarios: