lunes, septiembre 03, 2007

Acumuer: La cueva de Alonso

En Acumuer hay una cueva que se llama La Cueva del Cura. El domingo fui para allá, con mi padre y mi hermano. Subiendo, vimos otra, la Cueva Alonso, de peor subir.

La boca de la cueva, de unos diez metros de altura o así, se abría como un arco grande de unos ocho o diez metros de altura. La cueva tendría unos cien metros de profundidad, y como la boca era tan grande, se veía la mayor parte sin linterna. Hubo que trepar un poco hasta llegar, y no había un camino tal cual porque ya nadie sube allí aparte de animales a refugiarse, para qué.

Estaba todo el suelo tapizado de mierda, de sarrio y ciervo principalmente. Era una tupida alfombra arenosa, muy agradable.

Luego, yo me empecé a encontrar un poco flojo (léase: caguerilla) y al final no subimos a la Cueva del Cura. Para otra vez.

Vimos primero dos jabalínes, bastante bien y de cerca, hasta que se dieron cuenta de que estabamos ahí (estábamos agazapados). Luego uno de ellos nos detectó, se lo dijo al otro y salieron los dos corriendo. Luego vimos unos sarrios, bastantes, en una ladera. Los sarrios son una especie amenazada, así que cuidadito.

El botín del viaje fueron tres esquillas, una de ellas bastante tocha y varios cuernos de choto, uno de ellos el cuerno en sí que es hueso + la protección exterior que es como cartílago duro. Así que queda como un cuerno con su funda, muy chulo.

Y a que no sabéis quién se dejó la cámara de fotos en casa.

No hay comentarios: