martes, marzo 12, 2013

Corrupción Popular Democrática denuncia la falta de equidad en la corrupción española

Recientemente, la conocida asociación Corrupción Popular Democrática(CPD) se ha constituido en partido político, con la intención de proponer algunas mejoras para la igualdad de los ciudadanos ante la ley.

Recordamos que Corrupción Popular Democrática tiene entre sus demandas que todo ciudadano tenga acceso a determinado grado de poder, para tener la posibilidad de ejercer su derecho a la corrupción con las mismas oportunidades que lo que ellos vienen a llamar "la élite". Extraemos de sus estatutos fundacionales:

Existe una élite en España que, sin haberse preparado específicamente, ejercen la corrupción obteniendo réditos astronómicos que los demás ciudadanos no podemos alcanzar. Es injusto que las clases medias y bajas no puedan tener acceso a estos puestos de responsabilidad donde corromperse, a pesar de estar a menudo mucho más preparados de cara a toda la variedad que implica el ejercicio profesional de la corrupción.

Corruptos formados e informados


Durante los primeros meses de su fundación ha contado con miles de apoyos y simpatizantes, la mayoría entre la clase media española. Recientemente se convocó una manifestación en la capital española con objeto de reivindicar sus posturas. "Yo he estado años preparándome para ejercitar el desfalco, tráfico de influencias, cohecho, malversación de fondos, desviación de capital público, trato de favor clásico y moderno... y todos estos estudios no me van a servir de nada por culpa de un sistema inoperante que deja a los más preparados fuera de las instituciones. Siempre entran los hijos de" - comenta enfadado un oriundo de Alcorcón, enarbolando una pancarta que reza "¿Dónde están mis sobres?", con fotografías de los bustos de líderes del Partido Popular tachadas con una cruz. "Mi hijo es titulado en Chantaje y Extorsión por una universidad pública y lo tenemos trabajando a media jornada de reponedor en el supermercado. No hay derecho" - comenta una madre de mediana edad, preocupada ante el futuro de sus hijos.

CPD ofrece en su página web diversos estudios que muestran el beneficio para la economía española que supondría una corrupción más justa y equitativa entre los ciudadanos.

Inseguridad Jurídica para la corrupción a pequeña escala


CPD se postula como el único partido que defiende la figura del corrupto de a pie, que asimismo identifica con el ciudadano medio, incapaz de ejercer la corrupción por un sistema que crea cortapisas al desarrollo de la actividad del fraude público.

"La corrupción será democrática o no será"


Desde CPD también se hace hincapié en la diferencia del trato al ciudadano ante la justicia. La queja generalizada es que la corrupción a altos niveles, además de tratarse de delitos de montantes mucho más elevados, es muy poco perseguida y en las pocas veces en que a los imputados se les llega a imponer una condena en firme, son a menudo indultados posteriormente, lo cual deja el porcentaje de castigos efectivos en unos ratios alarmantes. Sin embargo, CPD denuncia que la corrupción a niveles más bajos se trata "de una manera infinitamente más lesiva", y los indultos nunca llegan. "Estamos hartos de esta situación. No todos somos iguales ante la ley" - comentaba indignado uno de sus vocales en asamblea ordinaria celebrada recientemente.

Derecho a la corrupción


CPD plantea asimismo el derecho a la corrupción como inalienable del ser humano, o al menos del ser español. "Todo el mundo se llena la boca de promesas de lucha contra la corrupción, y luego no hacen nada porque están todos enfangados, como es lógico. No es de recibo que se mienta a la opinión pública en un tema tan espinoso. El ciudadano quiere que sus políticos sean corruptos, pero sinceros. Todos queremos robar, y desde aquí elevamos ese deseo del pueblo español - pero no nos gustan los dobles raseros. Desde CPD no nos asusta hablar de esta patata caliente en que se ha convertido la corrupción y darle el lugar que se merece."

No hay comentarios: